miércoles, 24 de julio de 2013

"Una Marcha emotiva y firme pidiendo Basta de Impunidad"



Como todos los martes, Alberto Lebbos encabezó una nueva marcha a la plaza Independencia para reclamar por el asesinato de su hija Paulina, que permanece impune desde hace siete años. Por este hecho, ocurrido en 2006, fueron vinculados los hijos del gobernador José Alperovich y de su ex secretario privado, Alberto Kaleñuk, según consta en la causa.

La movilización fue mucho más numerosa que las anteriores y contó con la adhesión de referentes nacionales de la lucha contra la impunidad, como los Familiares de las Víctimas de Cromañón y el padre de Sebastián Bordón, el chico de 18 años, oriundo de Buenos Aires, que fue asesinado en 1997 durante un viaje de egresados a Mendoza. De la protesta participarán, además, numerosas organizaciones sociales,, políticas y sindicales entre las cuales se encontraba la CTA,epresentada entre otros por el secretario general Salvador Agliano, junto a varios colectivos artísticos que  realizaron un festival musical como corolario de la manifestación.


Por su parte Silvia Bignami, madre de una de la víctimas de Cromañón, se preguntó, levantando su mirada a la Casa de Gobierno: "¿No les da vergüenza?"; al tiempo que enumeraba “los casos de impunidad que cuentan con la complicidad de las autoridades". Finalmente sostuvo que se está trabajando “para presentar un proyecto en donde todos casos en donde estén involucrados funcionarios, sean declarados imprescriptibles".

Antes de dirigirse a los presentes, Alberto Lebbos los invitó a observar un video referencial al desarrollo del caso del asesinato de Paulina, en donde se ve y escucha al gobernador José Alperovich en dos momentos cruciales de esta triste historia. Primero haciendo declaraciones a la prensa en donde aseguraba conocer el nombre del asesino de Paulina, para luego excusarse, también ante los medios, aduciendo que su jefe de 
Policía había hecho que se equivocara al realizar tales afirmaciones.

A la hora de hacer su alocución, Lebbos volvió a cargar en contra del Gobierno diciendo que "hoy estamos acá, en otro martes, exigiendo verdad y justicia por Paulina y en contra de este perverso clan gobernante, Alperovich-Rojkés". "No sé de qué se queja Beatriz Rojkés, que dice que la atacan y se hace la víctima, cuando en realidad las verdaderas víctimas somos los que recibimos presiones, golpes y amenazas por parte de aquellos que el Gobierno encubre y que son asesinos", señaló a continuación.

"No fué una marcha más, tuvo un sentido muy especial, respondiendo al pedido de numerosos ciudadanos que a cada momento me paran en la calle y me dicen que hagamos otra movilización, que es una de las formas más importantes de expresión popular. Por eso, marchamos en forma pacífica, con mucha firmeza, para demostrarle al Gobierno de Alperovich que los ciudadanos estamos hartos de tanta impunidad", expresó Lebbos.

A continuación, dijo que en la manifestación exigimos "que se termine esta impunidad, que se cambie al Ministro de Seguridad (Jorge Gassenbauer) y al Jefe del a Policía (Jorge Racedo), que son los responsables de esta situación que estamos padeciendo los tucumanos, donde se está reprimiendo y secuestrando a la gente. Son hechos gravísimos, mientras que el Jefe del Policía lo único que hace para aclarar es negarlo, así como Alperovich niega la realidad. La forma de mostrarle la realidad a esta gente es movilizarnos en forma pacífica pero muy contundente", insistió. 

En el acto se incorporaron  la Comisión de Familiares de Víctimas de la Impunidad de Tucumán al Observatorio de Acción contra la Impunidad de la República Argentina. 

Alberto Lebbos , adelantó que se suscribio el pedido de una relatoría a la Organización de las Naciones Unidas por el caso de su hija Paulina. "En fin va a ser una jornada bastarte activa, han comprometido su asistencia diferentes colectivos artísticos que van a participar en esa jornada, yo espero que la ciudadanía nos acompañe como nos viene acompañado hasta ahora", acotó Lebbos