miércoles, 12 de noviembre de 2014

Visitadores médicos de la región se reúnen en Chaco para pedir medicamentos en manos de profesionales de la salud

El XVIII Congreso de la Unión Latinoamericana de Visitadores Médicos (ULAViM), donde se discutirá entre otras cuestiones el manejo de los fármacos en el país y la región. En la declaración final buscarán un compromiso de todo el sector sanitario contra la venta de medicamentos fuera de farmacias.

Con la presencia de representantes de la Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay, comenzará mañana en la localidad chaqueña de Resistencia en XVIII Congreso de la Unión Latinoamericana de Visitadores Médicos (ULAViM), un encuentro internacional donde se debatirá la actualidad del sector a nivel regional, y además se buscará un compromiso para el manejo de los tratamientos farmacológicos en el país. “Los medicamentos son responsabilidad de los profesionales de la salud”, aseguran desde la Asociación de Agentes de Propaganda Médica (AAPM), que convocaron al debate chaqueño a diversos integrantes del sistema de salud.

El congreso regional de visitadores médico tendrá lugar el 13 y 14 de noviembre en Resistencia, y del cual participarán las organizaciones que integran la ULAViM, provenientes de Brasil, Paraguay y Uruguay. El Congreso se desarrollará en la sede de la Asociación de Agentes de Propaganda Médica de Chaco, en la ciudad de Resistencia.

“La actividad principal estará centrada en un pormenorizado informe, análisis y debate sobre la realidad de los visitadores médicos en relación a la industria farmacéutica... 

En los distintos países, que integran la ULAViM”, informaron los organizadores del evento.

Se prevé además, elaborar un pronunciamiento conjunto, instando a “profundizar la defensa de las leyes que regulan la propaganda médica y además, un enérgico repudio a la promoción de medicamentos de venta libre en medios masivos de comunicación”.

En este sentido, la denominada declaración de Chaco hace un fuerte llamado a combatir la venta de medicamentos fuera de farmacias, en lugares no habilitados como kioscos, vía pública, locales bailables e internet, carentes de supervisión por parte de profesionales de la salud acreditados para recetar y expender las especialidades medicinales.

“Los medicamentos en todas sus presentaciones solo deben adquirirse en farmacias, previa consulta y receta del médico u odontólogo. Obviar esta secuencia, acarrea indefectiblemente como consecuencia, incentivar el flagelo de la automedicación precedido por un autodiagnóstico y los peligros que tal práctica genera en la salud de la población”, remarcaron.